Blogia
Perros y gatos

Más sobre los loros parlantes

Comienzan las clases
Antes de iniciar la enseñanza tienes que prepararte y tener paciencia. Enseñar a un loro a hablar se convertirá en una experiencia fantástica o realmente desesperante. Lo más difícil quizá será que aprenda la primera palabra: puede tardar días, semanas, meses o incluso, puede darse el caso de que nunca llegue a hablar.

Para que aprenda una palabra tienes que repetírsela diariamente. Al principio, cada clase durará una media de diez minutos. Tienes que intentar que no se aburra porque si no sonido estaréis perdiendo el tiempo los dos. Trata a tu ave como si estuvieses con un niño, insiste en las frases sencillas o en los objetos que normalmente le llaman la atención, así aprenderá más rápido. No olvides premiarle con una recompensa, puesto que te lo agradecerá y su estimulo crecerá.

Intelecto extraordinario
A veces, esta asombrosa facilidad para hablar puede derivar en situaciones ciertamente cómicas. Entre las numerosas imitaciones que el loro realizará, estarán también sonidos cotidianos como el tono de tu teléfono móvil o el del timbre de tu casa, consiguiendo en ocasiones que te llegues a confundir.

Los resultados que obtienen en su particular aprendizaje son increíbles. Comprendan lo que dicen o no, en sólo un par de años muchos de estos ejemplares consiguen aprender una media de entre 200 y 250 palabras, y además, son capaces de utilizarlas en los momentos adecuados. Quizá esta rápida manera de asimilar se deba a que los loros necesitan verse integrados en el grupo al que creen pertenecer; en este caso, tu familia.

Foro de aves en mascotas y hogar  

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

0 comentarios

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres